prevencion de dientes de leche

Pienso que los dientes de mi hijo están bien, además como los va a cambiar no necesita tanta atención odontológica

Resultado de imagen de dientes de leche Los dientes en el ser humano se comienzan a formar desde la vida intrauterina y una vez que nacen sus primeros dientes, los incisivos inferiores erupcionan aproximadamente a los 5-6 meses de vida y culminan con la segunda molar aproximadamente a los 24-30 meses de vida. A esta primera dentición se le denomina primaria, de leche o decidua.

La importancia de la dentición primaria y su conservación es fundamental para mantener un alineamiento correcto que servirá de lecho a la siguiente y última dentición, conocida como permanente.

La dentición decidua es importante porque guía a la mandíbula a una posición centrada y estable de tal manera que permite que los huesos maxilares se desarrollen adecuadamente.

Por otro lado permite que los dientes sucesores (permanentes) tengan el espacio adecuado para erupcionar y no se produzcan apiñamientos en el mejor de los casos. De aquí la importancia de mantener los dientes de leche hasta que se produzca el recambio dentario. El asunto es que una pieza de leche con caries muy a aparte del problema carioso va a generar alteraciones en la posición de la mordida si es que ésta no es tratada a tiempo.

Si se llega a perder alguna pieza de leche hay que ver la forma de preservar el espacio perdido de tal manera que no se produzca el adelantamiento del primer molar inferior y con ello el espacio destinado a los premolares se cierre. Los espacios que dejan las extracciones se pueden preservar con los llamados mantenedores de espacio y si son importantes colocarlos.

De otro lado, el control de la caries en un niño debe ser muy prolijo y dedicado. Al perder los dientes de adelante no solo se merma la estética sino también la función, la lengua puede hacerse espacio para introducirse en el espacio creado y de esa forma deformar la parte anterior de la boca solo provocado por la presión lingual.

En suma, los controles dentales en un niño idealmente deberían empezar tan pronto erupcione su primer diente y de ahí controlarlo cada 06 meses para posteriormente cuando 03-04 años se le indique ya como debe cepillarse e instruir a los papás sobre la importancia de la dentición de leche.

Los procedimientos comunes en esta etapa involucran las profilaxis, los sellantes y topicaciones de flúor para fortalecer el esmalte dental.


 

Dr. Carlos Reátegui García
CLINICA DENTAL REATEGUI
Celular: 999 705 881
 



Otros artículos: